Entradas

purchase-funnel

#CEMORS: PURCHASE FUNNEL Y EL INBOUND MARKETING

En #CEMORS  hablamos alto y claro sobre el PURCHASE FUNNEL Y EL INBOUND MARKETING

El Purchase Funnel también puede denominarse como Embudo de Compra o Consumer Journey. Se trata de una herramienta de marketing que se usa para dibujar el proceso de compra de los consumidores; desde el momento en el que conocen tu empresa hasta que se convierten en clientes.  Dada su enorme utilidad práctica, se convierte en una de las materias que más trabajamos en #CEMORS para la capacitación de nuestros alumnos de cara a la gestión de audiencias, canales, contenidos y campañas dirigidos a la venta.

 

Esta herramienta nace, en parte, a través del modelo AIDA (Atención, Interés, Deseo y Acción). El cliente hace el mismo proceso que el embudo de compra, llegando a convertirse en cliente de la empresa. En primer lugar, se capta la atención del usuario y hacemos que conozca nuestra empresa. En segundo lugar, el cliente potencial muestra interés por nuestros productos o servicios y comienza una etapa de investigación acerca de lo que ofrecemos. Posteriormente, tras la investigación, el usuario muestra deseo por obtener nuestros productos/servicios, incluso evalúa los servicios que se ofrecen antes, durante y después de la venta; esto puede ser un factor clave a la hora de elegir nuestra empresa antes que a la competencia. Y, por, último, el usuario pasa a la acción, convirtiéndose en cliente real de la empresa.

purchase-funnel-cono

 

¿CÓMO SE RELACIONA CON EL INBOUND MARKETING?

El Inbound Marketing se trata de una estrategia que atrae a los clientes potenciales a nuestra empresa a través contenido de interés generado en la web, blog, Redes Sociales… etc. (Marketing de contenido). Pero nada de interrumpir al cliente en sus actividades. El Inbound Marketing va más allá. Se mete en la vida de los usuarios de manera no intrusiva, haciendo posible una publicidad Pull, en la que es el mismo cliente el que se va acercando a nuestra empresa gracias al contenido de interés ofrecido. Una vez que tenemos al cliente en nuestra web, solo queda comunicarle todos los beneficios del producto junto con los mejores servicios, durante y después de la venta.

Pero, ¿En qué se diferencia del modelo AIDA?

  • Atraer: en esta primera fase, el objetivo es dar a conocer la empresa a potenciales clientes para que comiencen el Purchase Funnel.
  • Convertir: gracias al marketing de contenido, debemos conseguir datos sobre estos clientes potenciales para construir la estrategia de comunicación. El usuario comienza a interactuar con la empresa desde un momento más temprano que en el modelo AIDA.
  • LEADS: Se clasifican a los clientes potenciales para tejer una estrategia más adaptada a sus necesidades y, finalmente, convertirlos en clientes. La diferencia con el modelo AIDA radica es que en esta etapa, además de crear deseo en los usuarios, ya se están convirtiendo en clientes.
  • Seducir: en Inbound Marketing no finaliza el proceso con la compra, sino que la relación con el cliente sigue activa, manteniendo un lazo de colaboración y enamorándolo cada día con el objetivo de convertirnos en una Lovemark para él y, por tanto, convertirlo en nuestro prescriptor.

Este último aspecto es el más diferenciador y a la vez más importante. No solo debemos conseguir un cliente, sino que debemos hacer todo lo posible por mantenerlo ya que el coste de conseguir un nuevo cliente siempre es mayor al coste de conservar y mantener a uno.

Como clientes, nos gusta que nos mimen durante el proceso de compra y sentirnos amparados por la marca tras la misma, ya que esto es lo que nos diferenciará de la competencia.

Nuestros alumnos #CEMORS lo tienen claro… ¿Y tu?

David Serrano Gutiérrez. Co-director de CEMORS.

storytelling-300x200

Storytelling aplicado a la creación de campañas y a la Web

El Storytelling aplicado a la creación de campañas y a la Web, no es sólo crear historias

Todos somos capaces, en mayor o menor medida, de inventar algo. No. El Storytelling es la capacidad estudiada y documentada de crear historias con las que tu público se identifica, cree la historia, ve elementos que le introducen en ella y ese factor crea un vínculo con la marca que lo lleva a la aceptación del mensaje.

Dicho así, suena muy frío, alejado del romanticismo de “crear historias”, pero esto es márketing, y el ROI rige nuestras vidas. Queremos clientes satisfechos, y para ello hacemos que vean historias donde nuestro estudiado buen hacer nos puede acercar a ellos, a llegarles con nuevos mensajes de productos o servicios que necesitan para su día a día, y que proporcionarán éxito a nuestras campañas.

Una buena historia es el resumen de un duro trabajo de estudiar a ese público, de crear para ellos, pero con una intención. El Marketing Online nos da las claves, las métricas, los números, las estadísticas, que nosotros convertiremos en un plan efectivo y sólido. Y el Storytelling es una de esas herramientas para enfrentarnos a un mundo saturado de estímulos, de brillos y colores.

¿Quién se puede resistir a una buena historia, donde otros te chillan las bondades de su marca?

Hay muchísimos ejemplos de grandes campañas basadas en Storytelling, en el uso de una narrativa dinámica que hace que por un momento, el consumidor, acorchado por la sobreestimulación, vuelva a creer.

Y en estas breves líneas, sentado frente a mi ordenador, os muestro las bondades del Storytelling como herramienta, que es lo que me ha llevado a escribir este post en una mañana de martes, aun sin mi primer café: una forma de llegar a vuestro público objetivo de una forma que, si bien no es nueva en el mundo, sí es efectiva. Porque todo el mundo, al final, compra historias.

Como ejemplo y para ir abriendo boca os dejo una historia… o campaña, como queráis verlo:

 Johnnie Walker blue label presents Jude Law in “A gentleman’s  Wager”.

Por Damián García.

Docente de Storytelling en Cemors X